Bardo, falsa crónica de unas cuantas verdades – Película – 2022 – Crítica | Reparto | Estreno | Duración | Sinopsis | premios

Bardo, falsa crónica de unas cuantas verdades – Película – 2022 – Crítica | Reparto | Estreno | Duración | Sinopsis | premios

Apenas nacemos, nos estamos muriendo, algunas veces literalmente, otras casi. Somos sombras que sobrevolamos el desierto salpicado de matojos de nuestra breve existencia. A veces obtenemos reconocimiento en forma de premios, o somos vapuleados por la efímera fama y los cotilleos. Encontramos a nuestras vidas en el amor a los seres queridos más cercanos, cónyuge, padres, hijos, aunque intentemos aumentar el lienzo con un marco de referencia más amplio, nuestras raíces culturales e identitarias, el sentido de pertenencia a una comunidad, pero con las paradojas de los países de los que se puede sentir orgullo, por su larga historia y tradición, por su capacidad de acogida y de integrar, en el caso que nos ocupa México y Estados Unidos.

De todo esto va Bardo, falsa crónica de unas cuantas verdadesdel mexicano muy estadounidense Alejandro González Iñárrituque firma el guión de su película con su colaborador habitual Nicolás Giacobone. Y se diría que protagonista encarnado con talento por Daniel Giménez Cacho es un alter ego del director. La película, muy artística, pone el foco en Silverio Gama, periodista y documentalista mexicano afincado en Los Ángeles, que vuelve a su país de origen para recoger un prestigioso premio que le acaban de otorgar. Lo que dispara su conciencia existencial, lo que ha sido la vida y su mirada a la misma hasta ese momento, un viaje emocional que arrastra al espectador, con un espectáculo visual y sonoro que puede cansar e incluso irritar, pero nunca dejar indiferente.

Y sí, están los recuerdos familiares, el dolor y los secretos que nunca se dijeron, aunque se intuyeron, pequeñas grandes cosas de nuestras relaciones que conforman la propia personalidad, que forjan nuestro carácter. Y percepciones sobre el indigenismo, los españoles y Hernán Cortés, los dioses y Cristo en la cruz, los nuevos conquistadores corporativos del norte…

El film dice mucho sobre casi nada, podría decirse, ahí radican su grandeza y sus limitaciones, se trata de un gran fresco impresionista de sensaciones, servido en gran parte del metraje mediante el recurso al realismo mágico, con planos en gran angular y una cámara flotante, preciosa fotografía de Darío Khondjicon algunas imágenes de belleza hipnótica, el pequeño bebé arrastrándose en la playa, la pirámide humana de muertos, los desaparecidos que se desploman, el vagón de metro que se inunda…

Source link

¿Te gusto el artículo? Compártelo

Publicaciones Relacionadas