Nuevo tratamiento para el dolor de ciática y hernia discal

Nuevo tratamiento para el dolor de ciática y hernia discal


Ahora es posible tratar la ciática y la hernia discal sin pasar por quirófano mediante la discolisis con ozono, un tratamiento percutáneo en el que se aplica este gas medicinal. Su principal ventaja es que, además de aliviar el dolor de espalda, evita la cirugía convencional y la toma de antiinflamatorios en 4 de cada 5 casos.

En más detalle, el doctor Ignacio Marín Alonso, corresponsable de Anestesiología y Reanimación y de la Unidad del Dolor del Hospital Quirónsalud Málaga, nos explica que «los tratamientos percutáneos guiados al espacio epidural consiguen evitar la cirugía, reducir el tiempo de recuperación y la necesidad de tomar medicación, mejorando en gran medida la sintomatología y permitiendo la vuelta a la rutina de los pacientes».

Conoce cómo actúa la terapia del ozono, así como los detalles de la ciática y su relación con la hernia de disco.

Lumbalgia, ciática y hernia discal

La lumbalgia es un dolor de espalda muy común, que, en algunos casos, está acompañado por el llamado dolor de ciática, que irradia hacia el pie y puede llegar a limitar el movimiento. Al respecto, nuestro especialista nos describe que «se trata de un dolor continuo que provoca muchas molestias y dificultad en la calidad de vida del paciente».

Terapia de ozono para el dolor de ciática y hernia discal

Normalmente, se alivia en un periodo de 6 a 12 semanas, pero no siempre es así. «Aunque dos de cada tres pacientes con clínica de ciática mejoran de forma espontánea, muchos pacientes no pueden volver a su vida cotidiana en ese tiempo, además de no ser aconsejable demorar el inicio de la rehabilitación», matiza nuestro doctor.

A esto hay que añadir que este dolor puede reaparecer, e incluso cronificarse durante más de un año, cuando también se diagnostica una hernia discal o una lesión en los discos intervertebrales de la columna. Lamentablemente, el 90% de los casos con ciática tienen hernia discal u otras lesiones en los discos.

Antes solo se podía abordar este problema de ciática y hernia discal mediante cirugía, aunque no existiera una certeza total sobre la compresión del nervio a causa de la hernia. Pero hoy día existen tratamientos alternativos como la terapia de ozono, que permiten manejar estas enfermedades sin pasar por quirófano ni tomar antiinflamatorios.

¿La ciática siempre está causada por la compresión del disco?

No. El dolor de ciática no necesariamente está relacionado con la compresión nerviosa de la raíz a causa de la hernia, sino que puede estar originado por una reacción inflamatoria e isquémica. Por eso, la cirugía convencional que corrige la compresión del disco en ocasiones resulta ineficaz para disminuir o eliminar el dolor provocado por la inflamación.

Otra posibilidad es que la rotura del disco intervertebral provoque esta reacción inflamatoria de manera espontánea sin que realmente exista una compresión de la raíz nerviosa causada por la hernia. Aquí el uso de antiinflamatorio resulta eficaz, pero no se aconseja mantenerlos durante demasiado tiempo por sus efectos adversos. Además, no suelen estar indicados en personas con hipertensión, problemas de riñón o riesgos cardiovasculares.

Terapia de ozono para la ciática

Esta técnica de ozonoterapia se denomina discolisis con ozono y consiste en aplicar localmente este gas medicinal para aliviar el dolor de ciática.

En este caso, el ozono detiene la cascada inflamatoria y disminuye los niveles de citoquinas proinflamatorias. Además, al administrarse localmente, se origina una hiperoxigenación en esa zona, lo que proporciona más oxígeno a nivel sistémico.

Otro de los efectos del ozono es que facilita los procesos de reparación, puesto que potencia la actividad fibroblástica y la síntesis de colágeno.

Asimismo, si se aplica directamente sobre el disco, se reduce el tamaño de la hernia, disminuyendo así la presión del disco y de la raíz nerviosa.

Por último, hay que añadir que no existen apenas efectos secundarios. De hecho, las únicas complicaciones observadas son dolores leves y transitorios. Tampoco se han detectado secuelas neurológicas o infecciosas.

Ventajas de la ozonoterapia en personas con ciática

La discolisis con ozono permite:

  • Evitar la cirugía de la hernia discal
  • Controlar las molestias y la inflamación
  • Reducir el volumen de la hernia discal
  • Conseguir una pronta recuperación en la lesión discal

En cifras, recientes estudios han indicado que las tasas de éxito van del 75 al 80% en la hernia de disco y del 60 al 70% en las hernias de discos múltiples. Igualmente, el 80% de las personas tratadas con ozono mantuvieron los resultados a los dos años y en el 70% de los casos duraron entre 5 y 10 años, por lo que se puede afirmar que la aplicación intradiscal de ozono resulta muy efectiva.

Contraindicaciones de la discolisis de ozono

Este tratamiento con ozono no se aconseja en personas con estas características:

  • Con alteraciones graves de la coagulación
  • Que han tenido un infarto hace poco
  • Con fabismo o déficit genético de la encima G6PD



Source link

¿Te gusto el artículo? Compártelo

Share on facebook
Share on twitter
Share on linkedin

Publicaciones Relacionadas