Sal: ¿cómo utilizarla para reducir las arrugas en el rostro?

Sal: ¿cómo utilizarla para reducir las arrugas en el rostro?

A pesar de ser un ingrediente tan común, muchas personas desconocen las múltiples bondades que tiene la sal para el buen cuidado de la piel.

A menudo suele relacionarse la aparición de arrugas con el envejecimiento, pero este factor no es el único causante de estas líneas en la piel; hay otros factores que las pueden provocar. La contaminación, el tabaquismo y el sol también contribuyen con la aparición de arrugas. Este último es uno de los grandes causantes, sobre todo en las personas de piel clara. Afecta las zonas de la piel que suelen estar más expuestas a la luz que irradia el sol, como lo son la cara, el cuello, las manos y los antebrazos.

El cuidado de la piel forma parte de la rutina de muchas personas en el mundo, es el órgano más grande que tiene el ser humano y ahí radica su cuidado. Mientras algunas personas optan por invertir grandes sumas de dinero en productos que están disponibles en el mercado o las novedades que anuncian compañías de belleza, otros optan por las soluciones caseras, bien sea por economizar unos pesos o porque las consideran más naturales.

En ese sentido, es preciso decir que en la despensa hay numerosos productos que sirven para el cuidado de la piel, como el café, la cáscara de banano, el limón, el huevo e incluso la sal, entre otros.

Piel de la cara

La sal es un ingrediente infaltable para la preparación de alimentos, es casi imposible encontrar un hogar alrededor del mundo donde no haya este elemento. A pesar de ser tan común, muchas personas desconocen las múltiples bondades que tiene la sal para el buen cuidado de la piel, mantener un rostro terso, radiante y rejuvenecido.

Es de anotar que no todas las sales poseen las mismas propiedades para la piel, por eso se recomienda el uso de la sal de mar, también conocida como sal marina, que ayuda a reparar las arrugas y las líneas de expresión que se ubican en la cara. La sal de mar es rica en zinc, yodo, potasio y oligoelementos que aportan innumerables beneficios para la piel y el organismo en general. Los minerales esenciales en mención aportan beneficios únicos a las células de la piel y también incrementan la circulación de la sangre en toda la superficie dérmica.

En diálogo con la revista española Hola!, la doctora Mayte Truchuelo, dermatóloga del Hospital Vithas Nuestra Señora de América y de Vithas Internacional, afirmó que “para las personas que padecen determinadas enfermedades de la piel, como ezcemas atípicos, psoriasis o acné, los baños en el mar en combinación con la humedad ambiental y la exposición solar limitada, por el efecto antiinflamatorio del ultravioleta del sol, resultan muy beneficiosos”.

Sumado a lo anterior, la experta destacó que la sal también posee un efecto antibiótico, lo que permite ayudar a cicatrizar heridas. Asimismo, tiene un efecto antiséptico que contribuye a la curación de heridas pequeña, rozaduras o cortes en la piel. “Es bien conocida su utilidad en el tratamiento de infecciones de los dedos de la mano o alrededor de las uñas, lo que se conoce como panadizo. En estos casos, los baños en agua caliente con sal poseen un efecto muy beneficioso”, explicó la doctora Truchuelo.

La sal es empleada para hacer masajes debido a sus bondades para eliminar la celulitis, estimulando la circulación sanguínea.
La sal es empleada para hacer masajes debido a sus bondades para eliminar la celulitis, estimulando la circulación sanguínea.

 

La sal marina nutre las células de la piel, gracias a su alto contenido de vitaminas y minerales. También es un poderoso antioxidante y alcalino, que permite mantener las células jóvenes y evitar su deterioro, lo que la cataloga como un ingrediente que permite combatir el envejecimiento y, por ende, eliminar las arrugas de la piel. Este ingrediente es utilizado para hacer masajes debido a sus bondades para eliminar la celulitis, estimulando la circulación sanguínea.

El portal mexicano Panorama, que hace parte de Heraldo Media Group, recomienda una receta casera sencilla de hacer para eliminar arrugas y líneas de expresión. los únicos ingredientes que se necesitan son una cucharada de sal de mar y dos vasos de agua. Se recomienda hacer uso de la sal de mar más gruesa que se pueda, con el fin de obtener mejores resultados.

Para comenzar, recomienda realizar una prueba de alergia para prevenir cualquier reacción adversa. Surtido este proceso, se deben mezclar los dos ingredientes en un recipiente plástico, hasta que se integren por completo. Luego, se procede a esparcir la preparación sobre la cara, la cual debe estar limpia por completo. Se deja que actúe en el rostro durante máximo cinco minutos y luego debe ser retirada con agua fría. Este sencillo truco debe ser realizado una vez a la semana para obtener los resultados deseados.

¿Te gusto el artículo? Compártelo

Share on facebook
Share on twitter
Share on linkedin

Publicaciones Relacionadas